Consejos para invertir el capital en maquinaria

Para muchos empresarios, reducir costes e incrementar ganancias es uno de los puntos principales que hay que considerar en el momento de realizar decisiones importantes. Para las constructoras esto es especialmente cierto, lo que justifica el arriendo de maquinaria pesada.

La adquisición de máquinas para labores pesadas es común en los negocios de construcción, pero el capital requerido para su compra puede ser abrumador si se necesita una flota completa. Además, lo que lo vuelve más complicado son los gastos asociados tras su obtención.

Al ser considerados activos, las obligaciones fiscales a la hora de pagar impuestos aumentan de forma considerable. Aunado a ello está el hecho de que, al ser vehículos potencialmente peligrosos, solamente pueden ser manejados por personal especializado, lo que incrementa los presupuestos necesarios en nómina para empleados que, una vez hecha su labor, no contribuirán de otra manera.

¿Arrendar es una buena opción?

La idea clásica que se tiene es que, a menos que se utilicen ocasionalmente, siempre será preferible invertir en comprar propiedades de cualquier tipo que alquilarlas temporalmente. No obstante, la realidad es que los rápidos avances tecnológicos y la inflación han cambiado las reglas, dándole ventajas al arrendamiento. Algunas de ellas son:

  • Equipos nuevos. Al solicitarlos en el momento preciso, se puede contar con los mejores modelos sin tener que utilizar el mismo vehículo antiguo durante varios años para compensar la inversión.
  • Reducción de gastos. Junto a los antes mencionados, también se encuentra el aspecto del mantenimiento. No deberá preocuparse por revisiones o reparaciones, sino que contará con maquinaria en excelentes condiciones.
  • Facilidad para adquirir accesorios. Normalmente, cada herramienta adicional (como brazos extensibles u horquillas) implicaría un gasto mayor, pero aquí se incluye en el contrato sin ningún coste adicional.
  • Personal especializado. Aparte de que evitará tener que conseguir y contratar expertos, pues en el caso de arrendar ya habrá una plantilla específica a cargo de usar las máquinas, podrá estar seguro de que el trabajo realizado tendrá la más alta calidad.

A diferencia de la compra de maquinaria pesada, el alquiler no implica altos movimientos del capital en las empresas, ni tampoco involucra altos compromisos financieros (préstamos, etc.) De esta manera, las empresas pueden reubicar su capital líquido en otras áreas del negocio. Esto significa que el cliente va a aumentar su capital por una mejora en sus flujos de caja, y no por las necesidades de capitalización que a veces requieren las inversiones en maquinaria.

Rentar facilita la renovación de la flota, con maquinaria de última tecnología y más amigable con el medio ambiente. El renting evita que las empresas caigan en trampas de obsolescencia. Además de las ventajas económicas, financieras y fiscales, el renting es lo más conveniente de cara a una empresa, ya que permite la sustitución, renovación, ampliación, cambios, etc. durante el periodo contractual sin que represente la necesidad de realizar desembolsos e inversiones. Además, permite tercerizar los servicios, especialmente el mantenimiento de los equipos o bienes es prestado por compañías especializadas lo cual garantiza que su rendimiento sea siempre óptimo.

Nuestros Clientes

Llevamos 6 años con nuestro modelo de inversionistas, logrando captar capitales de sobre los 3 mil millones de pesos. Te invitamos a ser parte de nuestro proyecto.

© 2021 Cristian Herrera. Tel:+56 9 4227 5441
consultas@cristianherrerainversiones.com

Abrir chat
Hola! ¿Necesitas información?
Hola, 👋 quiero más información sobre sus servicios de Cristian Herrera Inversiones.